Posts Destacados

«Asesino por vocación», cómo se hace un asesino

July 3, 2018

1/10
Please reload

 Posts Recientes
Please reload

Reseña de «Las aventuras de Vania el forzudo», de Otfried Preussler.

April 2, 2018

Novela infantil de aventuras y fantasía en la que se dan la mayoría de los tópicos de los cuentos de hadas.

 

Si esta fuese una historia de Disney tendríamos al joven campesino que quiere convertirse en rey y casarse con la princesa, consiguiendo todo el oro que sea posible por el camino.

 

No es exactamente así como ocurren las cosas, pero es la idea que transmite.

 

Normalmente empiezo las reseñas con alguna idea que me haya gustado especialmente, pero, en este caso, empezaré de forma contraria, para terminar con las cosas más positivas y no dejar una mala impresión.

 

Ante todo hay que tener en cuenta la antigüedad de su publicación, pues ocurrió en 1980.

 

Dicho esto, tengo muchas dudas sobre los valores que transmite esta novela corta.

 

 

Para empezar, se hace una apología de la pereza y de la vagancia. El protagonista, Vania, es apodado «el gandul». Y no sin razón. Mientras sus hermanos se desloman trabajando en el campo, él no tiene reparos de tumbarse a la sombra y echarse la siesta.

 

Pero lejos de castigar esta actitud, el autor la premia, pues una especie de mago promete a Vania que si incrementa su vagancia hasta límites insospechados, logrará el mayor de los trofeos.

 

Vania obedece y durante siete años no hace más que comer y dormir. ¿Qué castigo recibe por esta loable actitud? Pues que su fuerza se incrementa hasta el punto de que es capaz de levantar el tejado de su casa.

 

Solo entonces, empieza un viaje en busca de un lugar en el que se le ha prometido una recompensa aún mayor. Ese viaje debe servir para formarle y para que vaya superando pruebas. Es el típico «viaje del héroe» casi de manual.

 

Sin embargo, Vania no supera los retos con inteligencia o habilidad, sino con la fuerza bruta. Esto es algo que no me ha gustado mucho.

 

 

El máximo exponente de la fuerza que conozco podría ser Hulk (la Masa); es muy fuerte, pero en sus buenas historias siempre hay algo más que la simple fuerza.

 

También ocurre que cuando Vania obtiene un objeto que, a priori, parece vulgar, resulta que finalmente esta hecho de joyas y su valor es incalculable.

 

Incluso, Vania promete a un nuevo amigo que cuando consiga su propósito le proporcionará una pata de oro para sustituir a la de palo que le sirve de apoyo.

 

Esto me pareció innecesario y poco formativo. Pues estos hechos dejan la idea de que el premio bueno de verdad no es la victoria sobre los malvados, sino la recompensa material.

 

Me ha llamado la atención algo que se repite varias veces y que si un escritor lo hiciese en la actualidad se le echarían encima todos los críticos. Se trata de una norma que se da por supuesta y que todos los malos respetan, sean brujas o monstruos aniquiladores: si se te vence una vez en combate debes obedecer a tu orgulloso y victorioso enemigo y hacer todo lo que te pida sin rechistar.

 

 

Al igual que sus motivaciones para hacer tanto mal. Son inexistentes, excepto la del último y principal enemigo. Este sí tiene claro lo que quiere y sabemos por qué actúa como lo hace.

 

Y el pasaje que menos me ha gustado es cuando se dice que Vania «cuando le venía bien» mataba lobos a puñetazos. A ver, yo también he «matado» animales en una de mis historias, pero ha sido cuando el protagonista tenía que defender su vida o la de otros, no cuando «le venía bien».

 

¿Por qué estoy siendo tan crítico con esta historia?

 

Porque fastidia que, a pesar de todo lo que he explicado, esta novela esté publicada por SM Ediciones y, además, haya recibido un «Premio Nacional» y en la portada lleve el sello del ministerio de cultura proclamando:  «Libro de interés infantil». Eso sí, no sé si se refiere al ministerio español o al alemán (el país del autor).

 

Todo esto que os he contado puede ser más útil para los escritores que para los lectores, pues la historia se lee con facilidad y engancha. Se narran las típicas aventuras de fantasía en las que la imaginación del autor te fascina. Es divertida y, si no analizas demasiado, disfrutarás con ella. Es decir, la lees y quizá no te enteres de nada de lo que te he explicado, pero es muy posible que en tu mente quedarán ideas y valores que actualmente no se consideran muy acertados.

 

No es larga, apenas 189 páginas en un formato de bolsillo (uno bastante pequeño).

 

¿Me ha gustado?

 

Sí, si no, no la habría terminado y no la habría reseñado.

 

¿Aconsejo su lectura a los jóvenes?

 

Pues sí, siempre que después exista la posibilidad de comentarla en clase o en casa y hablar sobre las cosas que os he contado. Puede resultar muy instructivo. También para ver qué opinan los chavales sobre este tipo de premios y de actitudes y, de esta forma, buscar lecturas que puedan potenciar o reconducir sus valores.

 

En todo caso, creo que antes de los chavales deberían leerla los profesores o los padres.

 

VIDEORESEÑA

 

Una novela que escribí intentando potenciar valores positivos es «La Torre de Sabiduría. El libro de Mikel».

 

En esta aventura, Mikel debe construir una «llave» con todo lo que aprenda durante su viaje por un mundo de fantasía. Si las experiencias no resultan adecuadas la llave no funcionará y no podrá regresar a su mundo.

 

 

 

Please reload

SÍGUEME

  • Facebook
  • Twitter
  • Google +
  • YouTube
  • Instagram

© 2014 by Javier Navas Llorente. Proudly created with Wix.com

www.javinavas.es pertenece a Javi Navas Llorente.

PÁGINA HERMANA: www.polvoltim.com (entrenamentos de salto con pértiga)

Ver el AVISO LEGAL

Ver la POLÍTICA DE PRIVACIDAD DE DATOS Y DE COOKIES.

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now